Ensalada de espinacas y aguacate

Ensalada de espinacas y aguacate

ensalada de pollo con espinacas y aguacate

Paso 2 Calentar 2 cucharaditas de aceite de oliva en una sartén mediana antiadherente. Añadir las nueces y cocinar, removiendo, durante 2 minutos o hasta que estén tostadas. Pasarlas a un plato. Calentar las 2 cucharaditas de aceite de oliva restantes en la sartén a fuego medio. Añadir el bacon y cocinar, removiendo de vez en cuando, a fuego medio-alto durante 4-5 minutos hasta que esté crujiente. Escurrir sobre papel de cocina.

Aunque el hierro de las espinacas no se absorbe bien, su alto contenido en vitaminas C, E, betacaroteno (se convierte en vitamina A en el organismo), niacina (B3), folato, vitamina B6, además de su magnesio y potasio, la convierten en una de las verduras más valiosas

ensalada de espinacas y aguacate keto

Paso 2 Calentar 2 cucharaditas de aceite de oliva en una sartén mediana antiadherente. Añadir las nueces y cocinar, removiendo, durante 2 minutos o hasta que estén tostadas. Pasarlas a un plato. Calentar las 2 cucharaditas de aceite de oliva restantes en la sartén a fuego medio. Añadir el bacon y cocinar, removiendo de vez en cuando, a fuego medio-alto durante 4-5 minutos hasta que esté crujiente. Escurrir sobre papel de cocina.

Aunque el hierro de las espinacas no se absorbe bien, su alto contenido en vitaminas C, E, betacaroteno (se convierte en vitamina A en el organismo), niacina (B3), folato, vitamina B6, además de su magnesio y potasio, la convierten en una de las verduras más valiosas

recetas con espinacas y aguacate

Curiosamente, en nuestro estudio llevamos metidos de lleno en la temporada de otoño desde julio y aún no hemos terminado. Muchas de las sesiones de los clientes de este verano están enfocadas al otoño y a Halloween, así que empezamos esta temporada antes de lo que realmente queríamos. Llegamos al punto de llamar a todos los distribuidores y contactos que teníamos en busca de una calabaza fresca. ¿Y sabes qué? No pudimos encontrar ninguna. Hicimos todo lo posible para crear una sensación de frío otoñal en las imágenes mientras que en el exterior había 90 grados F.

TE PUEDE INTERESAR  Pastel de carne picada arguiñano

Más allá de todos los alimentos de otoño que hemos estado comiendo, las ensaladas siguen siendo un elemento clave que nos apetece al final del día. Las bandejas de magníficos postres de calabaza, tartas, dulces y alimentos horneados para las fiestas son agradables para probar y comer. Pero para una comida satisfactoria al final del día, nos lanzamos de cabeza a una ensalada. Y, por supuesto, seguido de un refrescante y embriagador cóctel para llamarlo oficialmente «envoltorio».

Las ensaladas pueden ser tan sencillas o tan complicadas como uno quiera. Si somos ambiciosos, crearemos una ensalada que lleve un poco más de tiempo en la cocina. Pero al margen de todas las ensaladas extravagantes que aspiramos a hacer, siempre recurrimos a nuestra querida ensalada de espinacas y bacon. Es otra de esas recetas inspiradas en el jardín que nos gustan tanto que la incluimos en nuestro libro de cocina, Bountiful. Hemos tomado la clásica ensalada de espinacas y bacon y le hemos añadido nuestro toque personal de una vinagreta especial de aguacate que mola con cualquier verdura. Las espinacas frescas y tiernas, el aguacate y el bacon mezclados en un bol son una combinación de algunos de nuestros ingredientes favoritos.

aderezo cremoso mordido…

Curiosamente, en nuestro estudio llevamos metidos de lleno en la temporada de otoño desde julio y aún no hemos terminado. Muchas de las sesiones de clientes de este verano están enfocadas al otoño y a Halloween, así que empezamos esta temporada antes de lo que realmente queríamos. Llegamos al punto de llamar a todos los distribuidores y contactos que teníamos en busca de una calabaza fresca. ¿Y sabes qué? No pudimos encontrar ninguna. Hicimos todo lo posible para crear una sensación de frío otoñal en las imágenes mientras que en el exterior había 90 grados F.

TE PUEDE INTERESAR  Tortilla de patatas al horno sin freir

Más allá de todos los alimentos de otoño que hemos estado comiendo, las ensaladas siguen siendo un elemento clave que nos apetece al final del día. Las bandejas de magníficos postres de calabaza, tartas, dulces y alimentos horneados para las fiestas son agradables para probar y comer. Pero para una comida satisfactoria al final del día, nos lanzamos de cabeza a una ensalada. Y, por supuesto, seguido de un refrescante y embriagador cóctel para llamarlo oficialmente «envoltorio».

Las ensaladas pueden ser tan sencillas o tan complicadas como uno quiera. Si somos ambiciosos, crearemos una ensalada que lleve un poco más de tiempo en la cocina. Pero al margen de todas las ensaladas extravagantes que aspiramos a hacer, siempre recurrimos a nuestra querida ensalada de espinacas y bacon. Es otra de esas recetas inspiradas en el jardín que nos gustan tanto que la incluimos en nuestro libro de cocina, Bountiful. Hemos tomado la clásica ensalada de espinacas y bacon y le hemos añadido nuestro toque personal de una vinagreta especial de aguacate que mola con cualquier verdura. Las espinacas frescas y tiernas, el aguacate y el bacon mezclados en un bol son una combinación de algunos de nuestros ingredientes favoritos.

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad